Cerrar

Pixilation: animando al personal

Dentro de los múltiple recursos que nos ofrece el mundo del audiovisual, hoy vamos a centrarnos en uno propio de la animación, poco explotado, pero siempre resultón: el conocido como pixilation o pixilación.

Seguro que todos sabemos que es la animación stop motion o paso a paso, consistente en crear secuencias animadas a partir de varias imágenes consecutivas de elementos que realmente son estáticos, como muñecos de plastilina o maquetas. Pero dentro de este tipo de animación existe la subcategoría de la pixilación, cuya peculiaridad principal será la de integrar dentro de una animación en stop motion a actores reales animados paso a paso, en vez de usar sólo objetos estáticos.

Un ejemplo muy conocido de esta técnica sería el siguiente anuncio, en el que se ve perfectamente como la actriz es usada como un recurso más de la animación paso a paso…

Haciendo historia

Podemos rastrear ejemplos de pixilación que se remontan a los inicios mismos del cine, como algunos experimentos visuales de Georges Méliès, quien ya fue pionero en la animación stop motion. Sin embargo, hoy vamos a destacar a un español, Segundo de Chomón, quien con su película El hotel eléctrico dio un impulso a la técnica de pixilación…

Arte y ensayo

Cabe destacar que la pixilación no sólo es un recurso habitual en películas antiguas o en vídeos publicitarios; dentro del mundo del arte contemporáneo destacan figuras que la han utilizado con mucha frecuencia. Un ejemplo sería el genial cineasta y animador Jan Švankmajer, siempre destacado en el campo de la animación stop motion en todas sus vertientes, aunque queremos destacar especialmente a Norman McLaren y su enorme labor como pionero de la animación experimental. Cerramos este artículo con Neighbours, una joya clásica del autor…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *