Cerrar

Las copias de seguridad

Está claro que las copias de seguridad son necesarias y fundamentales, obviamente no solo en las webs, si no en las cosas del trabajo, los archivos que se tengan en el pc de casa; incluso los vídeos y fotos familiares. Pero todo responde a diferentes necesidades o niveles de backup. Obviamente dependiendo de la relevancia o importancia de los datos se utilizan sistemas de copias de seguridad diferentes.

Probablemente cada uno en su casa, utiliza o guarda las cosas importantes en dvd, bluray o incluso en diferentes discos duros. Pero es poco frecuente que un usuario doméstico tenga montado un complejo sistema de copias de seguridad en su casa. De hecho mucha gente ultimamente recurre a sistemas de terceros tipo Google Drive, Dropbox, Onedrive, Box, etc; algo que para uso doméstico acaba siendo más que suficiente. Por otro lado el usuario doméstico que usa el PC para trabajar y pueda manejar información sensible, también le interesará la utilización de soportes físicos o que no salgan de la seguridad de su hogar o sean puramente confiables.

Hoy os traigo diferentes usos o recomendaciones de uso de diferentes formas de almacenar copias de seguridad orientadas a uso doméstico.

  • Soporte físico óptico. Sinceramente a día de hoy no lo considero una opción muy recomendable. O al menos friamente analizaría dos datos importantes. Solo hay que pensar en las copias de seguridad que se puedan tener de hace años en DVD, ¿cuanto tiempo de vida útil tienen?…. te es interesante ahora mismo rescatar uno de esos DVDs… te interesa lo que puedan contener?… sinceramente si no son para el posible uso inmediato… no lo veo nada claro. Además de que hoy en día muchos PCs (incluso de sobremesa) se montan sin lector óptico… sólo USB… y para comprar una lectora externa, casi compensa utilizar disco duro. No es viable hoy en día.
  • Disco duro externo. Es una opción muy habitual, tener un disco duro externo que va sincronizando periódicamente con la información almacenada en el PC. Puede ser muy buena alternativa, especialmente si se manejan datos sensibles que te interesa tener a buen recaudo… que incluso puedes tener con opciones de cifrado, etc.
  • NAS doméstico. Bueno, hoy en día hay opciones interesantísimas en este campo. Pequeños PCs destinados solo a esto, que almacenan varios discos espejo y hacen una tarea similar a la que harías con tu disco duro. La diferencia es que el backup no lo hace tu PC, si no el NAS que lo irá realizando cada cierto tiempo. Pero no solo eso… mientras no estás usando el PC, el NAS puede dedicarse a otras tareas, como descargar cosas o puedes ofrecer pequeños servicios en internet como si tuvieses un mini servidor… incluso puedes tener acceso a su contenido desde la nube en el caso de algunos fabricantes… en la nube… pero sigues siendo tu físicamente el que almacena la información. Muy recomendable para algo doméstico pero que también tendrá uso profesional y almacenará información sensible.
  • Nube. Aquí depende de lo que te fies de la empresa proveedora. Esta claro que empresas como Google o Microsoft están ahí para quedarse; que su volumen de facturación y volumen de empresa dan una garantía. Una garantía hasta cierto punto… un mal movimiento estratégico de una de estas empresas… puede hacerles cerrar servicios para reducir costes y dejarte sin tu preciado sistema de almacenamiento en la nube. Pero para los datos que más necesitas que estén disponibles en caso de que tengas algún accidente o pérdida, son soluciones muy factibles.
    • En este sentido puedes utilizar alternativas como discos duros virtuales o servicios de backup en la nube específicos… aunque este tipo de servicios igual son excesivos para uso doméstico… pero Amazon por ejemplo ofrece una amplísima gama de servicios de estas características; el problema es que requieren de un uso mucho más avanzado que lo que puede ofrecer.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *